jueves, 4 de junio de 2009

Después de ella, la nada

Todo su mundo está en calma, una paz serena y a la vez perturbadora. Vive en una felicidad por momentos embriagadora.
Llega el día en que cree –dada su naturaleza despistada- haber notado una sacudida bajo sus pies. El edificio que construyeron con sus propias manos y ahora le cobija no parece, en un primer momento, haberse inmutado.
Cuan equivocado estaba el muchacho, pronto empezará a descascarillarse la superficie pintada de verde de las paredes. Los temblores cada vez son más frecuentes y lo que ayer empezó siendo una simple fisura, hoy es una grieta tan grande como un valle.
Si reúnes las fuerzas para asomarte descubrirás un vértigo primitivo que te envuelve.
Aquella pequeña construcción, que levantaron juntos, se estremece ante la posibilidad que hasta la más liviana de las brisas consiga derrumbarla.
El muchacho llora desconsolado sabiendo que sus débiles brazos no podrán sujetar la casa por más tiempo...

10 comentarios:

Loren dijo...

Joder, qué texto más depresivo. Espero que, de no poder mantener la casa en pie por mucho más tiempo, la derribes y construyas en ese solar una totalmente nueva.

Un abrazo apretado.

LaPekeñaSerly dijo...

Supongo que hay dos maneras de ser que me sugiere el texto.

Ser valiente y saltar al vacío antes de que se te caiga el edificio encima y te sepulte sin dejarte respirar

Ser tozudo e intentar arreglar las grietas con alguna masa fortísima (que no sea yeso)


Rubio...un beso

TXETXU dijo...

Joder, qué texto más increíble. La verdad que me escalofrió la manera de contar algo que llevas tan dentro, precioso, de verdad.

Asómate y salta, para eso están los alter ego, tú ya sabes. Un fuerte abrazo.

Bellaluna dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Bellaluna dijo...

Las casas pasan, caen, levantamos otras, y las paredes que se descascarillan evocan desde La Habana hasta Lisboa o Bagdad. Olvidemos la perfección, el tiempo lineal. Sólo las ratas abandonan el navío antes de tiempo. Renacen las aves Fénix. Las cenizas tienen brasa. Es la vida, sólo la vida...

Pablo dijo...

Loren y Txetxu espero que os hayáis dado cuenta de que empezáis el comentario igual "Joder, que texto más..." En fin gracias por pasaros y comentar. No sé como evolucionará esta historia, seguiré escribiendo.
Fuertes abrazos para los dos

Serly contigo ya hablé de la solución. Aquaplast al canto.
Un besazo sirena

Bellaluna gracias por pasar y comentar. Siempre es agradable ver caras nuevas

TXETXU dijo...

Me encanta más cada vez que lo leo. Aunque cada vez me suena más triste. Un abrazo enorme hermano.

Pablo dijo...

Muchas gracias. Me alegra tanto que os guste de esta manera...
Un abrazaco

Anónimo dijo...

Me ha recordado mucho a mis textos, este ultimo. mmm, he visto tu blog por otro, que te tenia en favoritos, y me ha llamado la atención el titulo.

me ire pasando si te parece!
un besazo
y porcierto, que ojazos!


www.diariofluorescente.blogspot.com

Carla dijo...

pasada de texto..



un beso

http://www.diariofluorescente.blogspot.com